Saltar al contenido

Síntomas de ácido úrico elevado

Síntomas de ácido úrico elevado

Es importante señalar que por sí solo, el ácido úrico elevado o hiperuricemia no provoca síntomas, sino que es en sí un síntoma que indica el desarrollo de otras afecciones; las más comunes a gota y los cálculos renales.

La gota es una enfermedad que ataca las articulaciones y se origina debido a la formación de cristales de uratos o concentraciones de sales en ellas.

Entre los signos que podemos encontrar en la gota, están:

  • Dolor articular intenso y repentino.
  • Inflamación y enrojecimiento.
  • Movimientos de articulaciones limitados.
  • Hinchazón.
  • Sensibilidad de las articulaciones.

Por otro lado, los cálculos renales son piedras que se forman en los riñones por la incapacidad de éstos de desechar el exceso de ácido úrico. Los cálculos renales pueden ser pequeños como un grano de arena o alcanzar el tamaño de una perla.

Entre los signos que podemos encontrar en los cálculos renales, están:

  • Dolor intenso al orinar.
  • Sangre en la orina.
  • Náuseas y vómitos.
  • Dolor en el abdomen bajo.

¿Qué es el ácido úrico?

El ácido úrico es un compuesto que es creado cuando metabolizan o sintetizan las purinas. Las purinas son sustancias que se obtienen por medio de algunos alimentos. Una vez que el ácido úrico viaja por la sangre, termina en los riñones, donde éstos son los encargados de eliminarlos por medio de la orina.

Cuando existe una deficiencia en la eliminación del ácido úrico, se provoca una acumulación de éste, desarrollando algo llamado hiperuricemia.

Tener niveles elevados de ácido úrico produce daños a la salud, dando pie a enfermedades como la gota o los cálculos renales. Asimismo, el aumento de esta sustancia puede ser síntoma de otras afecciones que a continuación veremos.

Valores normales de ácido úrico

Los valores normales de ácido úrico que se deben observar son:

  • Hombres: 3.5 – 7.2 mg/dl
  • Mujeres: 2.6 – 6.0 mg/dl
  • Niños: 2.5 – 5 mg/dl

Causas de hiperuricemia

Además del consumo excesivo de alimentos concentrados con este compuesto, existen afecciones que pueden elevar el ácido úrico:

  • Alcoholismo.
  • Gota.
  • Diabetes tipo 1 y 2.
  • Ejercicio excesivo por mucho tiempo.
  • Insuficiencia renal.
  • Intoxicación por plomo.
  • Leucemia y tratamientos para el cáncer, como la quimioterapia.
  • Toxemia en el embarazo.
  • Enfermedad renal quística medular.
  • Hipoparatiroidismo.
  • Deshidratación.

Ácido úrico bajo

Al nivel bajo de ácido úrico se le llama hipouricemia. Aunque es poco común, se presenta cuando los riñones están desechando de más el ácido úrico o cuando en la alimentación no existe una buena cantidad de purinas.

Estos niveles bajos pueden producir afecciones como:

  • Síndrome de Fanconi.
  • Enfermedad de Wilson.
  • Xantinuria hereditaria.

Las causas más comunes para el ácido úrico bajo, son:

  • Deficiencia de ácido fólico
  • Deficiencia de molibdeno
  • Deficiencia de purinas
  • Medicamentos