Saltar al contenido

Lluvia dorada: ¿Qué es?

Lluvia dorada: ¿Qué es?

La lluvia dorada es la forma popular de llamar a una parafilia (comportamiento sexual poco común) que tiene como centro de deseo sexual la orina. Consiste en orinar o ser orinado por la pareja. Quien lo practica puede sólo recibirla en la piel o llegar a probarla y tragarla.

La lluvia dorada es una práctica que se asocia con las prácticas BDSM (Bondage, Dominación, Sadismo y Masoquismo) pero que no está limitada a ellas, ya que puede ser practicada por cualquier tipo de persona.

Variaciones de esta actividad implican el mojar la ropa con orina, ver a otros orinar, orinar en público y demás.

Está práctica sexual, como cualquier otra, siempre debe practicada de manera consensual.

También se le conoce como urolagnia o urofilia. En inglés se le llama Golden Shower.

¿Es normal la lluvia dorada?

Que se considera una parafilia o un fetiche sexual no implique que esté mal o sea ilegal, sólo que es practicada por un porcentaje menor de la población. Con las medidas de seguridad correctas esta actividad puede ser disfrutada por quien lo desee.

¿Dónde hacer la lluvia dorada?

Los primeros suelen hacerlo durante el baño, ya que la limpieza es absolutamente fácil, sólo dejar que el agua se lleve la orina. Sin embargo, se puede elegir hacerlo en el piso o sobre superficies que son fáciles de lavar, sólo hay que recordar que éstos se pueden deteriorar con el tiempo.

Asimismo, practicarlo sobre la cama u otro lugar donde pueda quedar impregnado el olor y sea difícil de limpiar, no está recomendado. Pero cada pareja puede elegir.

Riesgos de la lluvia dorada

  • Si bien la orina es un desecho expulsado por el cuerpo, no existen mayores riesgos de realizar la lluvia dorada entre dos personas sanas. Entre los problemas que puede causar la urofilia, son:
  • Transmisión de enfermedades e infecciones de uretra.
  • Reacciones alérgicas a la orina.
  • Cuando se bebe, puede haber peligro con la concentración de sal contenida en la orina, comparable con el agua de mar.
  • Se debe evitar orinar sobre heridas abiertas o laceraciones.